Testimonios

“Yo nací con un problema llamado hemiparesia, que afecta todo el lado derecho de mi cuerpo. Con este problema, tengo ciertas diferencias entre mi lado izquierdo y el derecho.

562735_10151960776310085_1696901080_nEs mi lado izquierdo con el que más fuerza tengo, soy zurda y si algo quiero que coja la derecha, voluntariamente lo tomo con la izquierda y le paso a la derecha, ya que no he desarrollado la motricidad fina en esa mano.

Por esta situación es que tengo algunos dolores con los que he tenido que vivir diariamente, como el dolor de espalda por la escoliosis y problemas con la cadera  porque mi forma de caminar es un chance “patoja”, porque mi lado izquierdo lleva el control de todo el cuerpo. El derecho es solo un apoyo que no tiene mucho movimiento, es tieso y hace poco me descubrieron facitis plantal en mi pie izquierdo y me dijeron que es porque el lado izquierdo ya comenzó a quejarse por siempre tener que llevar el peso y el control del cuerpo.

Desde que me descubrieron eso en el pié, cada vez tengo más dolores de espalda y de cadera y más fuertes de lo normal por lo que mi mamá me trajo a NAMASTE.

Al momento, estoy recibiendo clases aquí desde el 15 de julio del año 2016 para ver si el hacer YOGA me pudiera ayudar en algo.

El hacer YOGA me ha enseñado a sentarme correctamente, a estirarme  y a que el lado derecho tenga más fuerza.

Yo NO era una persona muy creyente en este tipo de sensaciones, pero reconozco que mis dolores han ido desapareciendo, tengo una mejor postura, mayor fuerza y confianza en el lado derecho. Antes, mi cuerpo era como una piedra, súper tenso y duro; desde que comencé a hacer YOGA, me siento más suave y menos pesada.

Es como que me hubieran quitado esa piedra de encima y, sin dolores, me siento con mejor ánimo. También, me ha enseñado a relajarme con los pensamientos y he aprendido como evitar estresarme.

Agradezco mucho a VERO OQUENDO, por su dedicación y sus consejos, ya que el mundo del YOGA ha sido una mezcla de medicina natural, cuyo objetivo es solo llegar a conocerte a ti mismo y creer más en ti. VERO me guía con las terapias que debo seguir, como hacerme chequear por un médico naturista y un masajista acupunturista que gracias a sus tratamientos y atenciones yo me he sentido mejor cada vez”.

Daniela Mena, marzo 2017

______________________________________________________________

Hace más de un año que asisto a clases de yoga en Namasté y todos los días agradezco a mi hija que me lo recomendó.
2017-03-27-PHOTO-00001980Después de varios años de practicar yoga en Venezuela, al mudarme a Ecuador sufrí una depresión que afectó todas mis articulaciones. Por varios meses no pude realizar ningún tipo de actividad física. Al mejorarme comencé a asistir al yoga terapéutico que da mi querida profe Vero Cruz.

Mi experiencia ha sido maravillosa, me he recuperado totalmente , asisto a dos clases semanales que disfruto mucho porque en Namasté me siento en casa. Mi profe es como una madrecita que nos brinda mucho amor y dedicación.

Tengo 74 años, y el yoga es lo mejor que me ha pasado.  Maria Elena D´Anunzio Kreamer